¿Qué inspirador quieres ser?

 

Los espacios nos definen y nos habitan. Un lugar para ser bienvenido y simplemente ser. Un lugar para llegar y para volar.

Los espacios los configuramos día a día las personas, dejando habitar nuestras prácticas y con nuestros gestos -que siempre serán más elocuentes que el mayor discurso-.


Queremos reducir los homicidios en Medellín a partir de una red de reflexión mundial para desnaturalizar el homicidio.

Necesitamos otras políticas públicas pero el principal camino es la solidaridad.

El arte es la mayor estrategia y nuestro poder es el ciudadano.

 

Este es un empeño con adolescentes para intervenir con ellos sus realidades y hacer las ciudades y sus cotidianidades mucho menos agustiantes.

Todo se trata de vínculos de amistad y cariñosos que vayan formando nuevas redes protectoras.

Nuestra principal estrategia para generarle un énfasis a estos vínculos es la movilidad. Y la táctica es aún más profunda y filosófica: ser escuchado y ser aceptado.

 

En qué ayudar y cómo hacerlo

Sé anfitrión y consejero de la Casa Morada una vez a la semana durante dos meses

Este anfitrión y consejero es para adolescentes, dejarse entrevistar, estar disponible y generar redes con adolescentes desde este centro cultural al tiempo que se hace sentir a un adolescente bienvenido -fundamentalmente al nuevo-.

Promueve el Mapa de Vida

El mapa de vida es una interfase en línea para señalar un punto que representa la pérdida de una persona por el homicidio y para poner cientos de puntos verdes que pueden poner un puñado de amigos y familiares sobre recuerdos de vida sobre esa persona en la ciudad. Haz que los puntos verdes muestren lo absurdo de ese punto rojo y cuenta todas las razones por las que esas personas vivían. Promueve el Mapa de Vida en redes sociales pero también con tus amigos y familiares: busca en tu propia historia y pon a ese amigo y familia en el lugar digno del Mapa de Vida.

Haz un dibujo para honrar la memoria de una persona asesinada

Un retrato o un poster de lo que le gustaba a ese ser amado de alguien que la ciudad perdió por el absurdo del homicidio. Comunícate con nosotros y te miramos que memoria puedes apadrinar con un dibujo.

Da un mensaje gráfico sobre nada justifica el homicidio

Si eres publicista, artista, dibujante o diseñador -profesional o amateur- puedes ayudar mucho a la campaña. Inspirate e inspíranos reinventando con tu estética e imaginación esta campaña. Hazte parte de un banco de tiempo para solidarizarte con una familia víctima de homicidio Conductores, cocineros, reparadores, jardineros, educadores, escuchas, abogados, médicos, sicólogos, masajistas, todos podemos acompañar, todos podemos acompañar a hacer vueltas y todos podemos cuidar.

Comprométete a dar un mensaje diario sobre nada justifica el homicidio por un mes

Ponlo en la agenda. Es posible. Usa de lunes a viernes tus redes sociales una vez al día, menciona a tus amigos, habla con tu familia, cuéntale simplemente porque haces parte de NoCopio.

Dedica 4 horas al mes durante un año a un soñador

Lo que proponemos acá es un vínculo con un adolescente para ser escucha, ayudar a la movilidad física (para el derecho a la ciudad) y mental (para reactivar el derecho a soñar). Una ida a un museo, al teatro o a un paseo al mes. Un par de almuerzos o algos al mes pueden hacer la diferencia. Lo importante es el tono, la constancia y la calma. Haz monitoreo virtual para dar la reflexión sobre nada justifica el homicidio Los miembros de la campaña reflexionamos sobre la forma en que los medios registran el homicidio y cómo los políticos y los servidores públicos se refieren al tema.